Ventajas de ofrecer WIFI a tus clientes

El WiFi puede ser una buena manera de atraer clientela a tu negocio, además de una opción magnífica para captar información sobre tus clientes. Seguro que esto ya te va interesando más, ¿verdad?

Si pensamos en el WiFi sólo como un cacharro al que conectarnos y pasarnos horas delante de una pantalla, estamos limitando mucho las posibilidades que nos ofrece. Cada vez más locales cuentan con WiFi en su interior para que los clientes se encuentren más a gusto y disfruten todavía más si cabe. Pero… ¿sabes cómo sacarle partido del todo?

WiFi como una fuente de captación de datos

Muchas empresas ponen a disposición de los usuarios WiFi con la condición de que éstos introduzcan una serie de datos para acceder. Esta es una de las formas más inteligentes de conseguir información de tu clientela sin hacer ningún tipo de esfuerzo (más que instalar un router en tu local y listo).

Los datos que podemos solicitarles para futuras acciones pueden ser el nombre, edad o fecha de nacimiento y el correo electrónico. De esta forma (y después de haber configurado en Términos y Condiciones que podemos utilizar esta información con un fin informativo), podremos poner en marcha las acciones más interesantes que se nos ocurran para hacer que vuelvan.

¿Cuáles son estas acciones? Por ejemplo, newsletters. Si en tu local se va a celebrar algún evento de interés, como exposición, o cuentas recientemente con un concierto en vivo, un nuevo plato o postre u ofertas exclusivas ¡házselo saber a tus clientes! Qué mejor que contar con ellos para que conozcan todas estas novedades.

También así podrías conocer, a grandes rasgos, la edad de tu público para poder personalizar más tus servicios o carta. ¿Qué te parece? Seguro que no sabías que podías hacer todo esto instalando el WiFi.

Las cafeterías ya no son solo un espacio donde tomar café e irte

Ahora, las cafeterías van un paso más allá. Bien es cierto que no todas, pero en algunas se pueden ver a estudiantes con sus portátiles estudiando o haciendo trabajos con café en mano, merendando. ¿No te da una idea?

Ahora que ya sabes un poco más, prueba a ponerlo en práctica en tu negocio. ¡Deja volar tu imaginación! Sácale tanto jugo como quieras a estas herramientas y dale a tus clientes lo que esperan. Además, seguro que agradecen el no tener que gastar megas durante el tiempo que estén allí.

Compartir