Técnicas de sala y barra 3: Tips sobre la mantelería y la vajilla

La mantelería es más que un simple mantel, y la vajilla, mucho más que el plato principal. Por eso, con el fin de que tengas bien claro cuáles son sus partes, sus características y los componentes, te explicamos todo lo que deberías saber sobre estos dos elementos básicos del servicio y, por consiguiente, de tu día a día.

Comencemos con la mantelería. Una parte importante de ella es el muletón, que sirve para evitar que el mantel resbale y para proteger la mesa de los platos calientes. El muletón nunca debe ser mayor que el mantel para que no sobresalga.

En cuanto al mantel, debe cubrir al completo la mesa, pero sin colgar hasta el suelo. Por cierto, si el mantel es calado, resulta casi obligatorio poner un muletón para evitar que se vea la mesa. Y, por último, está el cubremantel, cuya función es vestir más la mesa, para que quede más elegante.

Componentes de una vajilla

Vamos a empezar con el plato de pan. ¿Qué debes tener en cuenta a la hora de ponerlo? Pues que si la persona es diestra, en principio, siempre lo vas a colocar en la parte izquierda del comensal, pero, en caso contrario, es decir, si el cliente es zurdo, lo pondrás en la parte derecha para que le resulte más cómodo. Continuamos con el plato trinchero, que se suele utilizar para los platos principales, tanto de carne, como de pescado. Y, por último, tenemos el plato de postre.

¿Cómo se prepara una muletilla?

Concretamente, vamos a ver dos maneras de prepararla, una clásica y otra más actual. Para la clásica, necesitas un plato,que utilizarás de base, y un lito. ¿Cómo hay que doblar el lito? Siguiendo estos pasos:

  1. Estirarlo
  2. Doblar dos centímetros, tanto de la parte inferior, como de la superior
  3. Después, subir la parte inferior
  4. A continuación, doblar la parte izquierda y la parte derecha
  5. Y, finalmente, colocar el lito encima del plato

Ahora, vamos a ver cómo se prepara una muletilla más actual. En este caso, la harás utilizando una caja, en la que colocarás un lito para evitar ruidos.

¡Y esto es lo que tienes que saber sobre las muletillas!

Resumen

  • La mantelería: Consta del muletón, que sirve para proteger la mesa de los platos calientes; el mantel, que debe cubrir por completo la mesa, y, por último, el cubremantel, cuya función es vestir la mesa de una manera más elegante.
  • La muletilla: Recuerda que hay una clásica y una más actual. En la clásica, necesitas un plato y un lito, del que hay que doblar los bordes para hacer un bolsillo en el que guardar los cubiertos. En la actual, por su parte, tienes que usar una caja y un lito, este último, para evitar los ruidos al dejar los cubiertos.
  • Componentes de la vajilla: Fundamentalmente, son el plato trinchero, el plato de postre y el plato de pan. En el caso de este último, recuerda que se coloca siempre a la izquierda, a no ser que el cliente sea zurdo. En este caso, lo pondrás a la derecha para que le resulte más cómodo.
Compartir