4 técnicas para mejorar la comunicación con los clientes

tecnicas para mejorar comunicacion con clientes

La atención al cliente es algo esencial en el mundo de la hostelería. Puesto que los consumidores que acuden a un restaurante o bar no solo buscan comer bien. Sino también estar bien atendidos. Todo ello es lo que hará que vuelvan o no. ¡Os explicamos cómo mejorar la atención al cliente!

La perfecta atención al cliente es una de las mejores formas que tenemos, en la hostelería, de fidelizar y captar clientes, así que es fundamental centrarnos en los diferentes recursos que tenemos para poder mejorarla.

Ya no se trata sólo de servir mesas y cocinar bien, ahora los clientes buscan algo más, una satisfacción emocional, una experiencia memorable que vivir en nuestro restaurante. Y, para ello, la comunicación con los clientes es una de las principales claves que podemos utilizar a nuestro favor, así que, a continuación, vamos a explicar cuatro técnicas realmente útiles.

1. Analiza tu atención al cliente

La mejor manera de poder mejorar tu atención al cliente es saber cuáles son tus puntos fuertes y cuáles son los que debes cambiar. Las redes sociales son una plataforma maravillosa para poder saber, de forma exacta, qué opinan tus clientes de ti. Así que utilízalas para poder comunicarte con ellos y para crear comunidad. Sé sincero, fiel a tu marca y respetuoso. Acepta las críticas y agradécelas, ya que te ayudarán a poder ofrecer un mejor servicio. ¡Qué mejor manera de mejorar que a través de ellos!

2. Ten una buena actitud

La actitud de los empleados de nuestro restaurante es, sin lugar a dudas, una de las piezas claves para mejorar la atención al cliente. Todo, absolutamente todo lo que pase en nuestro local, dependerá de la actitud que tengan ellos. Cualquier conflicto o imprevisto que pueda sucederse, si el camarero mantiene una actitud positiva y activa, se solucionará sin la mayor incidencia. Además, también facilitará que sea un buen profesional, ya que tendrá ganas de aprender y mejorar en todo momento.

Por lo tanto, eso llevará al empleado a conocer en profundidad todo lo que sucede en el restaurante. Hasta el más mínimo detalle, desde la preparación de los platos, sus métodos de cocción o los ingredientes que se utilizan. Y así estará completamente preparado para poder resolver cualquier duda o inquietud que los clientes le planteen. Informar debidamente al comensal de todas las dudas que puedan surgirle, aumenta su satisfacción considerablemente y fomenta una comunicación fluida.

3. Utiliza la comunicación no verbal

Muchos restaurantes no tienen en cuenta la importancia de la comunicación no verbal, tanto para los propios empleados como para los clientes y ese es un error que puede llegar a pagarse muy caro.

Los empleados son muy conscientes de lo que deben decir cuando están atendiendo a los clientes, pero también deben aprender a controlar lo que dicen de forma inconsciente, es decir con el lenguaje corporal, y lo que les están diciendo los clientes del mismo modo. Controlar los gestos, la posición de las manos, la sonrisa… e interpretar lo que hacen los clientes, es fundamental para mejorar la atención al cliente de nuestro restaurante.

4. Pon en práctica todo lo aprendido

Los feedbacks de los clientes, la actitud, la disposición del empleado y la correcta utilización de la comunicación no verbal son muy importantes. Todo ello nos llevará a crear un sistema de trabajo que recoja todas las necesidades y expectativas de los comensales, perturbándoles lo más mínimo a través de sistemas de comunicación gestual entre los empleados, evitando ruidos desagradables de vajillas, llevando a cabo el servicio con diligencia, pero sin parecer estar desbordados…

En definitiva, conseguir una buena comunicación con los clientes es lo que nos facilitará mejorar nuestra atención al cliente. Eso, inevitablemente, nos llevará a fidelizarlos y a aumentar nuestros beneficios.

Compartir