¿Cómo seguir en contacto con nuestros clientes durante el Estado de Alarma?

comunicación clientes

La declaración del Estado de Alarma, como medida drástica para frenar la propagación del coronavirus, ha provocado consecuencias económicas graves. Estamos ante una situación excepcional, que no se puede sortear. Es lo que tenemos, y está claro que lo prioritario, ahora mismo, es superar cuanto antes la crisis sanitaria, para poder recuperar, posteriormente, el pulso económico.

La clave, pues, en estos momentos, desde el punto de vista empresarial, es afrontar las dificultades que derivan del paro generalizado de la actividad y mirar de generar oportunidades. Sí, puede parecer complicado, en este contexto, pero es posible, como demostraremos con una serie de consejos básicos. En esta línea, la comunicación con los clientes es imprescindible.

Las nuevas tecnologías, un apoyo para estar en contacto con los clientes

Si bien la actividad económica, en la mayoría de casos, se ha visto obligada a pararse, hay que tener muy claro que la relación con los clientes puede y debe mantenerse. Es muy aconsejable, en este sentido, reforzar la presencia, por ejemplo, en las redes sociales, así como en otros canales comunicativos, como el correo electrónico o la página web. Los clientes tiene que saber que, a pesar de todo, seguimos ahí.

Además, el cliente, por lo general, también agradece que en jornadas difíciles, como las que estamos viviendo, su empresa de confianza piense en él y en su bienestar. Así pues, es una oportunidad para estrechar vínculos. Incluso aunque quizás, en el caso de algunas compañías, no se le pueda ofrecer, por el momento, ningún servicio, esta conexión emocional y esta actitud proactiva puede contribuir a que el cliente quiera seguir contando con nosotros en el futuro.

comunicación clientes online

Nuestros clientes, más online que nunca

Cuando hablamos de oportunidad en las redes no exageramos. En las últimas semanas, debido al Estado de Alarma, los usuarios de Internet han crecido de una forma extraordinaria. De hecho, según los cálculos de Akamai, el pasado lunes 16 de marzo el tráfico de datos subió un 56% en relación con los datos obtenidos durante los dos meses anteriores. Si, además, se analiza por países, España ocupa el segundo lugar en la Unión Europea, con cifras similares a las de Francia, en conexiones a Internet.

¿Qué quiere decir todo esto? Pues que nuestros clientes siguen activo, pero desde casa, y que hay que aprovechar su presencia en Internet y en las redes sociales para contactar con ellos y reforzar los vínculos.

Aporta valor a los clientes en tus comunicaciones

En este contacto con los clientes mediante distintos canales digitales, es importante trabajar siempre una estrategia orientada a aportar valor. Una de las formas más eficaces de captar su atención y ganarse su fidelidad es ofrecerles información que relacione los servicios ofrecidos por el negocio con la situación actual.

La empatía es uno de los valores de marca más interesantes, y estos días podemos fortalecerlo. Con este fin, hay que pensar siempre en los clientes. ¿Qué pueden necesitar, en qué podemos ayudarles? Recordar que los canales no presenciales siguen abiertos para consultas es una forma también de demostrar a los clientes que seguimos firmes, a su lado.

Reuniones telemáticas en tiempos del coronavirus

En función de los servicios que se ofrezcan, también se pueden plantear vídeos y fotos que ayuden a los clientes a resolver sus menús cotidianos o a pasar un rato entretenidos entre recetas y consejos. El objetivo es que el cliente vea que la atención es directa y permanente. Además, hay que considerar que estos encuentros digitales se están demostrando como muy útiles, estos días, para trabajar con una mayor eficiencia.

Reforzar marca, mientras dure el Estado de Alarma

Como ya decíamos al principio, lo más probable es que el coronavirus haya afectado a la actividad de nuestra empresa. No podemos dejar, no obstante, que también haga que nuestra marca pierda presencia. Al contrario. Es el momento de reforzarla, con una comunicación telemática intensa, que aproveche todos los recursos disponibles para dar al cliente una mayor tranquilidad, y demostrarle que puede confiar en nosotros.

En esta línea, son interesantes los contenidos relacionados con la actualidad y con la actividad del sector. También es una oportunidad, pero, para dar a conocer la historia de la marca y destacar sus valores, y para ofrecerse para estar en contacto de forma digital, en la atención de dudas y consultas.

Todas estas actitudes proactivas facilitarán la recuperación de la actividad económica cuando todo vuelva a la normalidad, y puede contribuir también a darnos a conocer y ampliar horizontes en estos días difíciles. Extraer, de las dificultades, fortalezas, es el mejor propósito para afrontar las crisis.

 

 

Compartir