Entérate de las propiedades de la carne de vacuno y los diferentes tipos

Carne de vacuno

Las vacas, los toros, las reses… Mamíferos artiodáctilos de la familia de los bóvidos que producen carne y leche, pero hoy toca hablar de carne.

La carne de vacuno tiene dos orígenes, uno como subproducto de la leche una vez que el ganado ha finalizado etapa de producción láctica, y un segundo, en el que su destino original es la producción de carne. Esto representa aproximadamente el 25% de la producción mundial de carne con cerca de 61 millones de toneladas según la FAO. Este dato convierte a la carne bovina en la tercera más producida en términos de volumen. La Unión Europea produce un 12,8% del total. Repasados los datos, te invitamos a profundizar en las partes de la vaca de la que se puede aprovechar prácticamente todo. Reconocer sus partes y propiedades es importante por varias razones: su valor de mercado es distinto -los precios de las partes oscilan significativamente-, su aplicación gastronómica y cocina también es distinta, su sabor y propiedades alimenticias también lo son. En definitiva, como buen Bartalent tienes que aprenderte las partes de la vaca por el bien de la humanidad y el tuyo mismo. Infografía carne de vacuno 1.- Solomillo 2.- Lomo 3.- Babilla 4.- Tapa/ tapilla 5.- Cadera 6.- Contra (Contratapa) 7.- Redondo 8.- 9.- Aguja 10.- Espadilla 11.- Pez 12.- Culata de Contra 13.- Rabillo de Cadera 14.- Llana 15.- Brazuelo 16.- Aleta o Bajada de Pecho 17.- 18.- Morcillo o Zancarrón 19.- Morrillo 20.- Pescuezo 21.- Pecho 22.- Costillar 23.- Falda 24.- Cola o Rabo
Compartir