Puesta a punto de tu negocio: consejos para preparar el desconfinamiento

A medida que avanzan las semanas de confinamiento se van conociendo, con cuentagotas, algunos de los detalles que podrían marcar la próxima reapertura de los locales. Lo cierto es que el desconfinamiento de la población se llevará a cabo, tal y como han anunciado las autoridades sanitarias, de una forma progresiva y controlada, para evitar los rebrotes del coronavirus. Esto comportará, por lo tanto, que los negocios del sector de la hostelería tengan que adaptarse a una serie de medidas preventivas.

Ante este contexto es interesante compartir algunas pistas que podrían ser de gran utilidad para preparar el local para el futuro desconfinamiento, que se podría llegar a ser una realidad en las próximas semanas. Estar a punto para subir de nuevo la persiana con las máximas garantías será clave para recuperar la actividad lo antes posible. 

La propuesta de un sello de “local seguro” para afianzar la confianza

Una de las medidas que recientemente se están estudiando desde el sector es la creación de un sello de “local seguro”. Una de las prioridades en el ámbito de la hostelería es ganarse la confianza de los clientes, que después de lo vivido intensificarán sus precauciones a la hora de consumir. 

Es por esta razón que desde algunas asociaciones empresariales se propone emitir una acreditación de “local seguro”. Para lograrla, se tendrían que cumplir una serie de condiciones higiénicas y preventivas

La posibilidad de disponer de una cámara térmica en tu local

También se está trabajando, estas semanas, en la posibilidad de que se instalen cámaras térmicas en la entrada de los locales. De este modo, se podría controlar el acceso de personas potencialmente portadoras del coronavirus, y minimizar, de una forma muy eficaz, el riesgo de contagio.

Esta puede ser una inversión interesante. No solamente para transmitir una mayor seguridad a los clientes, a corto plazo, durante este periodo de desconfinamiento. Sino que, además, puede seguir siendo útil si se producen nuevos brotes en el futuro, mientras no se logre una vacuna para hacer frente a esta patología.

Se recomienda disponer ya de los materiales de limpieza necesarios

A pesar de que el local esté cerrado, ahora mismo, urge abastecerse de materiales de limpieza para llevar a cabo las medidas higiénicas durante la reapertura. O, como mínimo, de planificar estas compras. Éste es uno de los puntos básicos. 

La limpieza y la desinfección se tendrán que aplicar con todavía más rigor, a partir del inicio del desconfinamiento. Así pues, se aconseja ir preparando, en la medida de lo posible, todo el material que se va a necesitar para esta misión. Hay que considerar, además, que se tendrá que intensificar la limpieza en todas las superficies del establecimiento, desde el baño hasta las mesas, pasando por la cocina. 

Estar atentos a un posible desconfinamiento por territorios

Una de las acciones que más se están reclamando desde el sector es que el desconfinamiento pueda producirse analizando caso por caso cada territorio. Al fin y al cabo, existen lugares donde los efectos de la pandemia del coronavirus han sido mucho menores, y que podrían estar listos para una vuelta a una cierta normalidad. 

Así pues, sin disponer todavía de informaciones más precisas al respecto, se aconseja a los hosteleros que se mantengan atentos a una posible desescalada del confinamiento territorializada. 

Calcular una distancia entre mesas y sillas, plausible. 

Por último, conviene recordar, como ya se ha especificado en otras comunicaciones, que se tendrá que ser muy cuidadoso con el respeto de la distancia interpersonal mínima, situada entre los 1,5 metros y los 2 metros. Fomentar esta medida con una distancia plausible entre las distintas mesas y sillas será fundamental para ganarse la confianza del cliente y evitar, al fin  y al cabo, que el coronavirus se propague. 

Ahora bien, en esta ocasión queremos añadir un detalle que nos parece esencial, desde el punto de vista que se propone ofrecer este artículo. Hay que estar preparados, ¿no es verdad? Pues una opción es calcular, aunque el local esté cerrado, cual puede ser la distribución más óptima de las mesas y las sillas, y de cuántas se podría disponer, manteniendo siempre la máxima precaución.

Planificación, seguridad, confianza, tres de las claves actuales

Las misiones principales, en el contexto actual, y a pesar de las incertidumbres, son bastante claras. Podemos remarcar, como mínimos, tres, que son: garantizar la máxima seguridad, ganarse la confianza del cliente y, en estos días previos a la reapertura, trabajar y avanzar en todo lo que sea posible desde casa. 

Compartir