Cómo liderar equipos a distancia durante la emergencia sanitaria

liderazgo a distancia

Estas semanas las restricciones de movilidad y el teletrabajo han entrado a formar parte de nuestro día a día. Y ante las dificultades para mantener la normalidad presencial, el liderazgo de equipos a distancia se hace indispensable en estos tiempos.  

En este artículo ofrecemos algunas claves para fortalecer nuestra comunicación y liderar equipos a distancia mientras dure la emergencia sanitaria y el desconfinamiento progresivo no nos permita volver a la normalidad previa a la emergencia sanitaria. 

Se recomienda mantener una comunicación fluida con todo el equipo

Es posible que la actividad de la empresa se haya visto afectada por el coronavirus y la declaración del estado de alarma. Es muy probable también que durante las próximas semanas el teletrabajo y los canales digitales sigan teniendo una gran influencia en el entorno laboral. Así, pues, el primer consejo básico es mantener, durante todo este tiempo, una comunicación fluida con todo el equipo.

Las formas de que esta comunicación se lleve a cabo de una manera eficaz son diversas, tal y como la mayoría de las personas han podido comprobar de primera mano en las últimas semanas. Las videoconferencias y los grupos de WhatsApp son, quizás, las más utilizadas. Pero hay que pensar también en aquellas personas que no tengan acceso a este tipo de herramientas digitales. El objetivo es llegar a todos los integrantes del equipo.

Para liderar un equipo a distancia hay que cuidar mucho los mensajes

Son tiempos difíciles, ciertamente. Y no siempre podremos comunicar, por desgracia, a nuestro equipo, noticias positivas. Es por este motivo que hay que extremar el cuidado en el uso del discurso. Hay que medir cada palabra, y pensar muy bien también su posible reacción en las personas que lo reciben. Esta crisis del coronavirus nos demuestra, una vez más, la trascendencia de cómo transmitimos nuestros mensajes. Trabajar esta cuestión es trabajar en el liderazgo.

 liderazgo en hostelería

Si no te crees tú el discurso, nadie se lo creerá

Este aspecto es esencial en cualquier comunicación, y todavía lo es más en momentos de crisis. Cuando se emite un mensaje, del tipo que sea, es imprescindible que la persona que lo emite crea en lo que está diciendo. Muchas veces, la comunicación no verbal muestra a los demás si nos creemos realmente aquello que decimos. Así pues, se recomienda ser transparente, ser claro y estar seguro de que lo que estamos comunicando es y tiene que ser así. 

Son semanas en las que es posible que tengamos que justificar decisiones que no son fáciles, y en las que seguramente necesitaremos también de un plus de motivación en nuestro equipo. Por este motivo, son también semanas en las que tenemos que transmitir la máxima seguridad en las medidas que tomemos, y la necesidad de llevarlas a cabo. 

La empatía y el saber escuchar, valores a reforzar durante la emergencia sanitaria

La empatía y el saber escuchar son valores que merecen siempre la atención de un buen líder. Ahora bien, a la hora de liderar equipos a distancia, hay que trabajar con mayor intensidad estos temas. Tenemos que escuchar con especial atención a nuestros equipos. 

Saber cuáles son sus preocupaciones, su visión de las cosas y sus aportaciones puede contribuir a estrechar los lazos emocionales entre el empleado y el equipo. Éste es un momento perfecto para reforzar el sentimiento de pertenencia y que nuestro equipo se sienta escuchado y valorado.

Para liderar, hay que prepararse

Nadie dijo que liderar un equipo fuera fácil. Por si no fuera suficiente, estas semanas el contexto nos obliga a liderar los equipos a distancia. El coronavirus ha cambiado, de una forma ineludible, las pautas, y ha desplazado la normalidad. Y eso ha hecho cambiar el dónde, el cuándo y el cómo nos comunicamos con nuestros equipos.

Para lograr una comunicación y una forma de liderazgo eficaces, más allá de las recomendaciones que hemos resumido en este artículo, solamente hay una fórmula: preparación. Necesitamos preparar nuestros mensajes, creérnoslos  y comunicarlos con claridad, seguridad y serenidad. Liderar bien nuestro equipo a distancia nos ayudará a afrontar mejor los tiempos de emergencia sanitaria, así como el futuro.

Compartir