Donde está tu sitio

Los diferentes lugares en los que trabajar como camarero

Dicen que sólo los que se adaptan, sobreviven. Desde Bartalent Lab hemos hecho mucho hincapié en lo importante que es que conozcas a tu público para hacer un buen trabajo. Ahora te invitamos a que te preguntes por el lugar en el que lo desempeñas. ¿Preparado?

Cuando piensas en ti mismo como camarero, ¿dónde te imaginas? Parece lógico que, generalizando, el lugar de trabajo de un camarero sea un bar, una cafetería, un restaurante, un pub o una discoteca.
Sin embargo, se necesitan camareros en muchos lugares que quizá nunca se te hubiesen ocurrido, y que si por casualidades del destino te surgiese un puesto de trabajo, deberías tener en cuenta. Un Bartalent se anticipa a las circunstancias para enfrentarse a ellas con total profesionalidad. Comencemos a imaginar que te llaman para cubrir un puesto en:

Un hospital: En la mayoría de los hospitales y clínicas hay bares o cafeterías en los que el personal sanitario y las visitas acuden a reponer fuerzas. Es raro que alguien vaya a la cafetería de un hospital por elección propia. La enfermedad y el dolor están presentes en el ambiente de los hospitales, por eso en este espacio será de vital importancia que seas sensible al estado de ánimo de tu público, trabajes con rapidez y discreción, seas extremadamente limpio y sonrías con toda la amabilidad que seas capaz de expresar.

Un barco: Tanto en embarcaciones enormes (cruceros) como en pequeñas (barcos de recreo) se contratan a camareros para completar los servicios de la tripulación.
Antes de poner los pies en un barco, plantéate algunas de estas cuestiones: ¿te mareas?, ¿te da miedo el mar?, ¿sabes técnicas de primeros auxilios?, ¿guardas bien el equilibrio?, ¿sabes las bases sobre la navegación?
A priori, un barco puede parecer un lugar muy atractivo para desempeñar el trabajo de camarero: descubres sitios nuevos, tiene cierto sabor a “Vacaciones en el mar”, y suena muy bien decir a tus amigos “me voy a trabajar a un barco”. Desde Bartalent Lab, te animamos a que lo hagas siempre y cuando hayas respondido a las preguntas como: no, no, sí, sí y sí.

Una universidad: Oh universidad, dulce universidad. Años de formación, enriquecimiento intelectual y cafetería… Mucha cafetería. Si trabajas en el bar de una universidad nunca estarás solo. Generaciones y generaciones de alumnos de todas las facultades de España han demostrado que en las cafeterías se aprenden muchas cosas: jugar a las cartas, conversaciones filosóficas sobre la vida y los ligues, etc.
Ser camarero en una universidad ayuda a mantener el espíritu joven y a relacionarse con personas muy inquietas. Hecho que implica ser paciente, y aprenderse las preferencias de los estudiantes para agilizar el trabajo, conseguir que se sientan como en casa y redirigirles a las aulas en horas de clase.

Como existen un montón de lugares inverosímiles en los que probablemente no te hayas imaginado que podrías trabajar, vamos a seguir profundizando en el asunto en el siguiente post. ¿Te plantearías ahora trabajar en alguno de estos sitios?

Compartir
923
Valorar contenido: ¿Te ha sido útil?
  • 4.7/5
  • 438 ratings
438 ratingsX
¡Muy malo! Malo Hmmm Pasable ¡Interesante!
0.2% 1.4% 3.7% 17.4% 77.4%
No hay posts relacionados